domingo, 13 de abril de 2014

Ven Cristo y Reina...



Rey de los reyes, Señor del orbe,
Rey de las mentes y corazones:
¡Gloria al Señor!
 
¡Ven, Cristo y reina,
tuyo es el cielo, tuya la tierra!
Hoy te aclamamos,
Rey de los hombres:
¡Gloria al Señor!
 
Rey que en tu muerte nos das la vida,
Rey que en tu triunfo nos das la dicha:
¡Gloria al Señor!
 
Rey que nos brindas tu amor divino,
Rey que te entregas en pan y vino:
¡Gloria al Señor!
 
Reina en las almas y en los hogares,
de nuestra patria,
¡Oh, Cristo, Rey de amor!:
¡Gloria al Señor!

sábado, 12 de abril de 2014

Quien quiere algo distinto a Cristo...Por San Felipe de Neri


Quien quiere algo distinto a Cristo no sabe lo que quiere.
Quien pide otra cosa que  Cristo no sabe lo que pide.
Quien obra, pero no por Cristo, no sabe lo que hace"
                                                              
                                                                         San Felipe de Neri
                  
 

jueves, 10 de abril de 2014

Cuando el sacerdote alza el cáliz/ Por Leon Bloy




Cuando el sacerdote alza el cáliz para recibir la Sangre de Cristo, cabe imaginar el inmenso silencio de toda la tierra que el adorador supone colmada de espanto en presencia del Acto indecible que pone de manifiesto la inanidad de todos los demás actos, equiparables al punto a vanas gesticulaciones en las tinieblas.
La más horrible y cruel injusticia, la opresión de los débiles, la persecución de los presos, el mismo sacrilegio y hasta el desencadenamiento consecutivo de las lujurias del Infierno, todas esas cosas, en ese instante, se diría que dejan de existir, pierden su sentido si se las compara con el Acto Único. No queda más que la avidez de sufrimientos y la efusión de las lágrimas espléndidas del gran Amor, anticipo de la beatitud para los novicios del Espíritu Santo que han fijado su morada en el tabernáculo del olímpico Desprecio de las apariencias todas de este mundo.